#LaOjeada – Tendencias mundiales: hoteles sostenibles y cubiertas verdes

Hotel-Wellington-2

Foto.: Cubierta verde de Hotel Wellinngton. Fte.:jllinmuebles.es

Uno de los sectores sobre el que existe mayor conciencia ambiental es el turismo. Cada día, se demandan más alojamientos que se preocupan por reducir su huella de carbono y se tienen en cuenta otros factores a la hora de organizar unas vacaciones, con el objetivo de que éstas sean más sostenibles.

Un estudio realizado por el Global Sustainable Tourism Council y el Instituto Tecnológico Hotelero (ITH), en 2014, señalaba que el 90% de los viajeros/as elige un hotel sostenible y el 34% está dispuesto a pagar por alojarse en establecimientos con tales criterios.

Cubiertas verdes

Existen desde hace tiempo una nueva generación de cubiertas, de tipo ecológico o cubiertas ajardinadas, donde la capa exterior de cobertura la ocupa un sustrato que alberga especies vegetales.

Se han desarrollado un buen número de tipologías que van desde la cubierta drenante hasta la cubierta aljibe, y donde recipientes o materiales de diversa índole recogen el agua de lluvia, almacenándola hasta que la vegetación la requiera.

Entre las ventajas derivadas del uso de cubiertas vegetales destacan las siguientes:

  • Retienen el polvo y las sustancias contaminantes en su capa vegetal.
  • Son muy eficaces en la protección contra la radiación solar.
  • Aumentan la capacidad de enfriamiento por evaporación, con la mejora en el grado de humedad ambiental.
  • Incrementan el espacio útil.
  • Mejoran el aislamiento y la estabilidad térmica interior. Pueden reducir hasta 8º C de temperatura en verano e incrementar hasta 10ºC en invierno.
  • Absorben el ruido.
  • Absorben hasta el 80% de la lluvia reduciendo los problemas de inundación.
  • Reducen los costes de mantenimiento de los edificios.
  • Se disminuye la cantidad del uso de energía y como consecuencia, la emisión de gases de efecto invernadero.
  • Aumenta la vida útil del techo del edificio.
  • Aumenta el valor del bien inmueble.
  • Se mitiga el efecto de “isla térmica” reduciéndose las temperaturas en las ciudades.
  • Se crea potencial negocio en torno a “los bonos de carbono”.
  • Se proporciona un hábitat para el desarrollo de flora y fauna.

Qué está pasando en el mundo con las cubiertas verdes

París, Toronto o Copenhague son ciudades que están apostando decididamente por las cubiertas verdes. En ellas, se legisla para que todos los techos nuevos tengan algún tipo de vegetación, fomentando de esta manera la biodiversidad, que es una de sus principales metas.

El primer país en cubrir sus edificios de verde con la idea de fomentar el cultivo y los huertos urbanos, pese a contar con poco espacio, fue Alemania. En la actualidad, el país tiene una superficie mayor de 200 km de “techos vivos”.

Alemania comenzó sus primeros trabajos e investigaciones para desarrollar la tecnología y lograr azoteas verdes efectivas en los años 60. En la actualidad sigue siendo líder en esta tendencia ecológica.

La primera legislación sobre la obligatoriedad de instalar azoteas verdes en los edificios, sobre la base de criterios medioambientales, fue la ciudad canadiense de Toronto, que tras instalar 1,2 millones de metros cuadrados verdes en lo alto de sus edificios, ha logrado, en apenas dos años, un ahorro energético anual superior a 1,5 millones de KWh para los propietarios de dichos edificios.

Copenhague ha sido la última ciudad en incorporar esta medida en su legislación marcando como objetivo neutralizar su emisión de carbono a través de vegetación instalada en los techos de los edificios de aquí al año 2025.

Actualmente, Copenhague dispone de 30 edificios que ya han dado el paso, instalando techos verdes, y se calcula que con esta nueva ley, la superficie cubierta de verde se incrementará a razón de 5.000 m2 por año.

Suiza tiene uno de los techos verdes más antiguos de Europa, creado en 1919 en la planta de purificación de agua del Lago Moos, Wallishofen, Zúrich. En la actualidad ese país cuenta con leyes federales sobre techos verdes, para incentivar la construcción de los mismos.

La ciudad de Linz, en Austria, ofrece beneficios económicos a los constructores que instalen techos verdes. Gran Bretaña, por su parte,  comenzó lentamente, pero las políticas sobre este tema han cobrado gran vigor, especialmente en Londres y Sheffield.

En Norteamérica se ha ido incrementando la investigación sobre el tema y su uso desde los años 90, principalmente en colegios, edificios municipales y oficinas. Chicago va a la cabeza de las ciudades estadounidenses, con más de 200 azoteas verdes, cubriendo un área de aproximadamente 300.000 m2, cantidad que suman varias ciudades del mundo en conjunto. Allí destacan las azoteas del Mayor Daley’s City Hall,  de la conocida tienda de la cadena Target,  la tienda  de Apple y una sucursal de McDonalds. Cabe decir que ya se organizan tours para visitar estos “roof gardens”, como se denomina en inglés a las azoteas verdes.

Roof-garden-LB1008-8830

Foto: Tour por cubiertas verdes. Fte.: http://greenfusestock.photoshelter.com/

Ciudades como Toronto, Vancouver, Chicago, Stuttgart, Singapur y Tokio, han generado leyes que obligan a cubrir el 20% de las terrazas de los edificios con plantas.

Ejemplos dignos de mencionar de esta maravillosa tendencia son la planta River Rouge de Ford en Michigan y el edificio del Ayuntamiento de Chicago, EE.UU.; la Universidad de Nottingham, Inglaterra; el Banco de Santander en Madrid, España;  el edificio del HSBC en  México DF, México; y el edificio ACROS en Fukuoka, Japón.

En latinoamérica, México, Chile y Argentina lideran este movimiento. En México existen alrededor de 30.000 m2  de azoteas verdes pero en los últimos cinco años ha crecido el entusiasmo y se han desarrollado leyes para la instalación del sistema de naturalización de azoteas en el país (la primera de Latinoamérica, según la Asociación Mexicana para la Naturación de Azoteas). Bolivia, Perú y Venezuela están dando importantes pasos hacia esta iniciativa ecológica.

En Buenos Aires,  se calcula que existen unas 130.000 terrazas vacías con posibilidad de transformarse en verdes. La Agencia de Protección Ambiental de la Ciudad (APRA), junto con un estudio de arquitectura, lanzaron el programa “La Conquista del Desierto Urbano”, que pretende convertir estos techos vacíos en zonas verdes, comenzando por los edificios públicos. Aquellos propietarios privados que conviertan sus terrazas en verdes se beneficiarán de incentivos fiscales.

En Chile,  se desarrollan numerosos proyectos de techos verdes en hospitales, complejos habitacionales, turísticos y educacionales. Entre ellos destaca el Hotel Intercontinental de Santiago, primer edificio que se construye en Chile con una superficie tan grande de muros vegetales, de más de 2.000 m2, que incorpora avanzas tecnologías.

En Venezuela los techos vivos también están surgiendo. Puede mencionarse como una las obras de mayor envergadura la Sala Eugenio Montejo de la Biblioteca de los Palos Grandes en el Municipio Chacao de Caracas, inaugurada en marzo de 2013.  Participaron en su desarrollo  la alcaldía de Chacao, el Instituto de Protección Civil y Ambiente del Municipio (IPCA), con el apoyo del Instituto de Desarrollo Experimental de la Construcción (IDEC) de la UCV.  Esta iniciativa está acompañada de la impartición de talleres a los vecinos del Municipio Chacao para motivarlos a desarrollar techos verdes en sus edificios.

Recientemente, en Madrid, en enero de este mismo año 2016, se ha lanzado un plan denominado renaturalizar la ciudad que prevé:

  1. Ampliar los parques de la capital.
  2. Hacer plantaciones de árboles en la ribera del Manzanares y adecuarla para usos recreativos.
  3. Crear 22 huertos urbanos y una escuela municipal.
  4. Dejar a los vecinos los solares públicos baldíos para crear jardines comunitarios.
  5. Cubrir las fachadas y azoteas de verde.
  6. Ajardinar las plazas duras y añadir láminas de agua, etc.

¿Y por qué no en Extremadura?

Cierto es que sobre la extensa geografía extremeña se extienden maravillas naturales. Uno podría decir que considerando esta cuestión y el clima extremeño, la apuesta por las cubiertas verdes en edificios y concretamente, en hoteles, no tiene mucho sentido.

Sin embargo, existen diferentes tipos de cubiertas verdes – intensivas, extensivas, semi intensivas y solar vert, que combinan cubierta verde y energía solar – cuya proliferación bien podía tener lugar en nuestras tierras. Por cierto, que cuando visité Entre Encinas y Estrellas, ellos sí tenían estas cubiertas verdes en sus casas de turismo 🙂 Y es que indudablemente, tienen visión y saben que a sus clientes potenciales les importa el modo de construcción de sus instalaciones así como lo que hacen respecto al cuidado del medio ambiente. Como apuntaba al principio, aumenta la demanda de alojamientos que tengan incorporados criterios sostenibles en su diseño, construcción, gestión, funcionamiento, compras, etc.

Además de que las diferentes opciones que existen hacen que sea viable incorporar esta tendencia en Extremadura, por si alguien aún duda del factor climático, aquí tenéis a nuestros vecinos – espejos climáticos – de Sevilla, Terapia Urbana, que están extendiendo el uso de jardines verticales exteriores en numerosos edificios y en los interiores de restaurantes y oficinas, entre otros. Y es que en la era de las comunicaciones y la infoxicación, ¡necesitamos oxígeno! Quizá ha llegado la hora de revisar las ordenanzas municipales 🙂 ¿Tú qué opinas?

Lo escribe: PAZ HERNÁNDEZ PACHECO

Fuentes: Ecointeligencia, ecohabitar, plataformaarquitecturacl., el mundo, el país.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en LaOjeada y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s